Sede Cauquenes recibe significativo reconocimiento por parte de la Escuela Ecológica Rosita O´Higgins

Con motivo del aniversario N°53 de la Escuela Ecológica Rosita O´Higgins, el pasado 27 de mayo se efectuó una ceremonia en sus dependencias, ocasión en la que se otorgó un reconocimiento a la sede Cauquenes del CFT San Agustín, mediante la entrega de un galvano a la Directora de la sede, Mirta Miranda.

En la oportunidad, se premió a las instituciones educativas que han colaborado y apoyado en el desarrollo de la escuela, destacándose entre ellos el CFT San Agustín. Una distinción que se atribuye por el trabajo colaborativo entre ambas entidades, principalmente por establecer al colegio como centro de práctica para las carreras de Técnico en Párvulos y Básica, Analista Programador y Técnico Agrícola. En respuesta, los titulados del centro de formación técnica han permanecido como colaboradores del establecimiento.

En virtud del sello institucional de la escuela, el cual busca promover el cuidado del medio ambiente en su modelo educativo, el CFT San Agustín ha impulsado y desarrollado distintas actividades de vinculación. Una contribución valorada por la Directora Escuela Ecológica Rosita O´Higgins de Cauquenes, Olga Moya, quien manifiesta que, “es una institución que por años nos ha colaborado no solamente con recurso humano, sino que también con alumnos en práctica. Un gran apoyo que se constata con el gran equipo que trabaja acá, el cual posee una formación san agustina que es altamente calificada, puesto que son personas responsables, constantes y con mucha disposición al trabajo”.

Para la Directora de la sede Cauquenes del CFT San Agustín, esta vinculación estrecha y significativa se refuerza con cada actividad que se efectúa en las dependencias de la escuela y que son gestionadas por estudiantes de la institución diocesana. «Como Sede es muy gratificante recibir este reconocimiento por parte de la Escuela Ecológica Rosita O’Higgins, un establecimiento con el que hemos realizado distintas iniciativas de ámbito cultural, académico, recreativo y por supuesto, en el ámbito ecológico. Este último, se torna un aspecto diferenciador, puesto que es una escuela reconocida por el Ministerio de Educación con este sello, permitiéndonos involucrar a estudiantes de la carrera de Técnico Agrícola en iniciativas como charlas, ferias informativas de cuidado medioambiental, apoyo para la implementación de huerto ecológico, entre otras actividades”, recalcó.